¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto

Cookie es un fichero que se descarga en su ordenador al acceder a determinadas páginas web. Las cookies permiten a una página web, entre otras cosas, almacenar y recuperar información sobre los hábitos de navegación de un usuario o de su equipo y, dependiendo de la información que contengan y de la forma en que utilice su equipo, pueden utilizarse para reconocer al usuario.. El navegador del usuario memoriza cookies en el disco duro solamente durante la sesión actual ocupando un espacio de memoria mínimo y no perjudicando al ordenador. Las cookies no contienen ninguna clase de información personal específica, y la mayoría de las mismas se borran del disco duro al finalizar la sesión de navegador (las denominadas cookies de sesión).

La mayoría de los navegadores aceptan como estándar a las cookies y, con independencia de las mismas, permiten o impiden en los ajustes de seguridad las cookies temporales o memorizadas.

Sin su expreso consentimiento –mediante la activación de las cookies en su navegador– Quental no enlazará en las cookies los datos memorizados con sus datos personales proporcionados en el momento del registro o la compra..

¿Qué tipos de cookies utiliza esta página web?

- Cookies técnicas: Son aquéllas que permiten al usuario la navegación a través de una página web, plataforma o aplicación y la utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existan como, por ejemplo, controlar el tráfico y la comunicación de datos, identificar la sesión, acceder a partes de acceso restringido, recordar los elementos que integran un pedido, realizar el proceso de compra de un pedido, realizar la solicitud de inscripción o participación en un evento, utilizar elementos de seguridad durante la navegación, almacenar contenidos para la difusión de videos o sonido o compartir contenidos a través de redes sociales.

- Cookies de personalización: Son aquéllas que permiten al usuario acceder al servicio con algunas características de carácter general predefinidas en función de una serie de criterios en el terminal del usuario como por ejemplo serian el idioma, el tipo de navegador a través del cual accede al servicio, la configuración regional desde donde accede al servicio, etc.

- Cookies de análisis: Son aquéllas que bien tratadas por nosotros o por terceros, nos permiten cuantificar el número de usuarios y así realizar la medición y análisis estadístico de la utilización que hacen los usuarios del servicio ofertado. Para ello se analiza su navegación en nuestra página web con el fin de mejorar la oferta de productos o servicios que le ofrecemos.

El Usuario acepta expresamente, por la utilización de este Site, el tratamiento de la información recabada en la forma y con los fines anteriormente mencionados. Y asimismo reconoce conocer la posibilidad de rechazar el tratamiento de tales datos o información rechazando el uso de Cookies mediante la selección de la configuración apropiada a tal fin en su navegador. Si bien esta opción de bloqueo de Cookies en su navegador puede no permitirle el uso pleno de todas las funcionalidades del Website.

Puede usted permitir, bloquear o eliminar las cookies instaladas en su equipo mediante la configuración de las opciones del navegador instalado en su ordenador

 

La disrupción digital obliga a las compañías a cambiar de manera urgente para conseguir dar respuestas estratégicas, organizativas y tecnológicas. Ningún sector se libra: banca, educación, salud, infraestructuras, ocio, medios de comunicación y las profesiones que conllevan van a sufrir una tercera revolución industrial. Y las profesiones actuales, incluyendo puestos directivos, están obligadas a transformarse. Una encuesta realizada por Accenture el pasado enero a más de 1.700 ejecutivos destacó que uno de cada dos ven amenazado su puesto por una inteligencia artificial

Pero esta revolución es también una enorme oportunidad para reinventar todos los modelos de negocio, lo que exige también un cambio de mentalidad empresarial. Es una revolución tecnológica es tan grande que ninguna compañía puede asumirla en solitario: es vital poder colaborar, lo que supone un cambio de paradigma en los negocios.

Las empresas que están aprovechando favorablemente las tecnologías disruptivas han creado nuevos y mejores productos que sus competidores, han penetrado nuevos mercados y han reforzado las relaciones con sus clientes existentes. Muchas organizaciones afirman que uno de los mayores retos es determinar por dónde empezar; sin un plan estratégico, es fácil que la empresa se desvíe en muchas direcciones a la vez, diluyendo la inversión y debilitando las capacidades del equipo. El diseño de una estrategia conlleva definir qué significa ‘disrupción digital’ para la organización en todos sus niveles, enumerando amenazas y/o oportunidades y creando un plan para afrontar retos de implementación.

 

De mercados tradicionales a digitales

Nuevos mercados han nacido como resultado del impacto de la tecnología en mercados tradicionales, de la redefinición de las fronteras de las industrias, de los nuevos roles de los actores en ellos implicados y del cambio en los hábitos del nuevo consumidor digital.

Pese a que estos mercados varían en función del grado de la irrupción digital en cada uno, todos comparten tres características: abarcan múltiples industrias, ponen en contacto diferentes perfiles de stakeholders y tienen como objetivo mejorar la calidad de vida y la experiencia de usuario. Asimismo, suponen una nueva oportunidad de crecimiento con respecto a los mercados tradicionales de los que derivan.

La misma tecnología que ha creado estos mercados hace que las barreras de entrada se reduzcan, los costes estructurales se erosionen y los flujos de información se incrementen tanto en volumen como en calidad, facilitando el crecimiento y abriendo nuevas vías de ingresos para las empresas.

  • La salud digital (E-health), para prestación de servicios sanitarios y con el uso de nuevas tecnologías como movilidad, big data o vídeo.
  • Los servicios financieros en movilidad y el uso de tecnologías digitales para mejorar la usabilidad y experiencia de usuario 
  • La distribución digital o la capacidad del comercio minorista para utilizar la tecnología.
  • La educación digital, a través de plataformas abiertas.
  • La industria digitalizada, o la reinvención de los procesos productivos y cadenas de valor.
  • El transporte inteligente, haciendo posible la comunicación entre medios de transporte y su gestión eficiente.

 


 

 


">